Volar cuando no crees en ti

Volar cuando no crees en ti

-Venid hasta el borde. –Les dijo.
-¡No! ¡Tenemos miedo! –Respondieron.
-Venid hasta el borde. -Les dijo.
-¡No! ¡podríamos caer! –Respondieron.
-Venid hasta el borde. -Les dijo.
Y así lo hicieron.
Les empujo.
Y echaron a volar.

– Guillaume Apollinaire

Hemosas palabras de Guillaume Apollinaire.
El miedo nos impide.
El miedo nos paraliza.
El miedo…
Cuando pensamos menos y actuamos más, nos damos cuenta de que también estamos hechos para volar.

¿Qué es el miedo?
Algo intangible.
Algo inventado.
Algo personal.
Algo que te paraliza.
Algo que quema tu tiempo.
Algo que cuando se afronta, nunca no es exactamente lo que parecía.
Algo que cuando se ignora, en parte desaparece.
Algo que cuando lo desafías, te permite volar.

A veces no nos hace falta que alguien nos enseñe a volar.
A veces, estamos tan hartos, que sólo necesitamos que alguien nos empuje a volar. Porque en gran medida, ya estamos preparados. Aunque no confiemos en nosotros.

Volar sin creer, también es volar al fin y al cabo.
Ni siquiera necesitas creer.

Así que ¿a dónde te gustaría que Guillaume Apollinaire te empujase para que pudieses volar?

Volar cuando no crees en ti.

Elige el  lugar hacia el que volar, y después la persona que te empuje.

Hoy es tu primer día para recibir el empujón que quizá necesites. 

Tómatelo en serio. Estoy contigo.

No crees en ti, no crees en ti, no crees en ti

Deja una respuesta